aaaaaaaaaaa
Avatar

Sandra y Victor, sesión fotográfica de embarazada

Hace unos días y después de muchos intentos, mi sobrina me cameló para que le hiciera una sesión fotográfica de embarazada junto a Víctor, su pareja.

Y no es que no quisiera, es que ¡no tengo tiempo! :-)

Pero la verdad es que una vez en la localización, me alegré mucho de habernos decidido, ya que la luz y el entorno funcionaban de maravilla y ella estaba guapísima, bueno, y el también, para que no se me enfade :-)

Un campo de trigo y la luz del atardecer, son suficiente para crear una atmósfera que baña las imágenes de un velo dorado muy apropiado en las fotos de embarazada.

 

Cambiando el trigo por la selva

Muy cerca de la plantación de trigo encontré una localización totalmente diferente, por donde se colaba una luz lateral que perfilaba las siluetas y daba volumen a los “embarazados” dando la sensación de estar en un lugar totalmente diferente.

Fue una suerte poder disponer de un segundo escenario para dar alternativas estéticas al reportaje, aunque las zarzas hicieran el acceso algo tortuoso.

Bueno, ya queda muy poquito para que Alma esté con nosotros y espero que cuando tenga la capacidad de hacerlo, disfrute de estas imágenes de igual manera que hemos disfrutado su padres y yo haciéndolas.

Y a ustedes, ¿qué les ha parecido esta sesión fotográfica de embarazada?